Esta Neurotica soy yo...Conozcanme

Mi foto
Intelectualoide psicopata autodestructiva. Fumadora compulsiva. Hombreriega empedernida. Guaranga persiguiendo a su ex.
CONTACTESE CON ESTA PELOTUDA ESCRIBIENDO A masqueunacabra@hotmail.com.ar

jueves, 5 de mayo de 2011

Introduccion a la violencia de género


Advierto a quienes hayan pasado por aquí para reírse que hoy no voy a cumplir con esa expectativa. Este post va a ser una excepción en varios aspectos. Es que me urge contar algo que a veces me carcome el hígado (a parte del alcohol) y si bien suelo rehusarme a contar penas para las cuales no existe una vuelta humorística creo que este es un tema que debe divulgarse y por eso lo cuento.
Otra de las excepciones de esta publicación es que no seré yo la protagonista directa de esta historia sino otra persona, Marita.
La última excepción es que esta historia es totalmente verdadera.
Empiezo por acá: por la tortura y por la frase que muchas veces escuché: “la tortura es inhumana”. Yo, por el contrario, pienso que no es así, que la tortura es humana muy humana porque sólo los hombres torturan, no todos ya lo sé, pero es un invento pura y exclusivamente humano…ningún animal somete a otro a la tortura con la sola finalidad de hacerlo decir, o de mancillar su libertad, sus derechos, su dignidad…de robar su identidad, de tirar a las patadas toda una vida de afectos…Humanos que encima de todo se sienten orgullosos de su tarea y de diferenciarse de los animales por la capacidad para pensar y razonar…así que no, los torturadores no son animales, lamentablemente son humanos. Lo que no sé es qué clase de ser humano puede estar haciendo eso ahora, en este momento y desde hace nueve años con Marita, pero a ella le está pasando y me siento una hipócrita si no digo nada al respecto.
La verdad que no me acuerdo desde hace cuánto la conozco, podría decir que desde que nací. No la veía todos los días porque yo soy sureña y ella no, pero como verano tras verano mis vacaciones transcurrían en el jardín de la republica, su lugar, la veía, nos veíamos. Marita vivía al frente de la casa de mis abuelos maternos, una casa donde se crió todo mi batallón de primos. Marita tiene la edad de la mayoría de ellos, y se la pasaba en casa de mis abuelos junto con su hermano, Horacio. Yo era la gordita de ojos grandes tímida y pelotuda que corría por atrás de los primos mas grandes para que me dieran pelota y meterme en aventuras que en realidad me estaban prohibidas. Y si siempre Marita llamó mi atención fue por lo muy boca sucia que era…me encantaba. Año tras año, verano tras verano viajando a la tierra tucumana, a morir de calor y buscar estrategias para soportarlo. A veces Marita nos invitaba a mí y a mi prima Julieta (eran intimas amigas) a tomar algo fresco en el zaguán de su casa. La mamá, Susana, nos traía frutas y revistas. Yo era muchísimo mas pequeña que ellas pero me encantaba acompañarlas y que me inviten a escuchar sus charlas. A veces nos encerrábamos con cinco ventiladores en la pieza de Marita y escuchábamos Silvio Rodríguez o Pablo Milanes y ellas me leían cuentos de Galeano o poemas de Benedetti y yo me ponía contenta. Otras veces hablaban cosas de grandes, entonces yo aprovechaba para mirar y admirar esa habitación gigante, llena de esculturas y dibujos y pinturas que nacían y vivían gracias a las manos de Marita, artista de alma…debo decir que fue por ella que nació en mí el amor por el arte aunque ella no lo sepa, una pequeña curiosidad que con los años fue creciendo y que se convirtió en mi profesión (no sé si alguna vez les conté pero soy historiadora de arte, re divertido).
Pasaron los años y quedó embarazada. Cuando la volví a ver su hija Micaela ya había nacido y tras ese nacimiento Marita había perdido unos muchísimos kilos, demasiados. Ya no era la gordita exuberante que andaba en camisón por la siesta tucumana, estaba preciosa, y no digo que estaba linda porque se había puesto flaca sino porque la veía feliz, mujer, realizada. Marita no bajó nunca los brazos. La ultima vez que la vi fue un año nuevo. Estaba adentro de un vestidito muy pequeño de seda, negro, le quedaba fantástico. Se cruzó a lo de mis abuelos a brindar por la llegada del 2002. Estaba emocionada ¡nuevo siglo! ¡no lo puedo creer! ¡que lo “ye” mil parió podé creer otro siglo!, ¡felicidades! Y siempre derrochando esas palabrotas con tonada tucumana que quedaban tan bien en su boca.
En el fondo del alma siento no haber podido despedirla ese verano (si, algunos sentimientos me quedan).No recuerdo qué pasó… pero no nos despedimos.
En mayo llegó la noticia. Todos estaban desconcertados, aterrados. Marita había ido a inscribir a una práctica ginecológica y en ese trayecto unos tipos la metieron a la fuerza en un auto y se la llevaron para siempre. Trata de blanca. Ese fue el motivo. Llevarla para trata de blanca.
Se está cumpliendo un año mas (3 abril) desde que eso pasó…el año nueve y Marita no vuelve. Micaela ya no se cree el cuento de que su mama está en el médico, Micaela hace preguntas, quiere saber. La mamá de Marita quiere saber. Su hermano, su papa quieren saber. Todos los amigos, todos quienes la conocimos y la quisimos queremos saber, Marita adonde carajo la llevaron, con qué derecho, ¿qué humanos tan humanos te secuestraron?
Cada vez que alguna prostituta quebraba y confesaba hacia allá salían helicópteros y autos a buscar a Marita en algún cabaret riojano, sanjuanino…pero como la basura llamada policía esta metida hasta la coronilla en el tema todos los operativos resultaron en vano, una vez que llegaban al lugar indicado Marita ya no estaba.
Ojala la vida fuera una telenovela. Ojala la dejaran libre. Ojala Marita volviera. Muchas mujeres que trabajan en el tema dijeron verla, que hablaron con ella, que les contó que era tucumana, que tenía una hijita. Pero no se qué tipo de violencia deben haber ejercido con su persona como para que alguien tan inteligente, leona, luchadora, despierta no haya podido ni pueda escapar.
En ese negocio drogan a las mujeres contra su voluntad para que no molesten, las obligan a someterse a hombres que pagan por ellas, brutos, sádicos, espantosos. Las obligan a atenderlos, las golpean, no las alimentan, las tienen hacinadas en cuartitos húmedos y sucios y cuando no sirven mas las matan o las venden por trafico de órganos. ¿Suena crudo, exagerado? No,…es la realidad.
No se si éramos amigas de verdad, pero yo la extraño. Sólo me llena de algo positivo ver la lucha incansable de su mamá, quien jamás bajó ni bajará los brazos, quien la va a seguir buscando hasta el último de sus suspiros.
Y quise escribir por Marita para que se sepa más de ella, de ella como persona, como artista, como mamá…Marita desde mi punto de vista, desde mis recuerdos.
Marita Verón porque sos mi amiga decidí escribir estas líneas para vos, con la esperanza de volver a verte mas allá del infierno al que te hayan sometido.
Porque HisterieT@, como Mafalda, también dice:
¡Si a la verdad! ¡Si a la libertad! ¡Si a la vida!

15 comentarios:

Lola dijo...

Un posteo muy duro. Mas para los pelotudos que andamos quejándonos de pelotudeces.

quichicientos dijo...

por la mamá de Marita hoy sabemos que este es un tema bien real


(y otra cosa que nada que ver

no te atrevas a decir que a tus muñecas es falta expresión... las adoro)

Anti dijo...

Maldades mil veces más mínimas me parecen incompresibles, y estas atrocidades son...peor que la inquisición por decir algo, porque ni siquiera es por una creencia falsa producto de un lavado cerebral por parte de quienes llevan a cabo semejantes actos, es creerse con derecho de modificar la vida de alguien y explotar su cuerpo y quitarle la vida y obtener beneficio aun después de la muerte. Después dicen que el mal no existe, por favor, existe y es una invención totalmente humana

PUTA AL DOPE dijo...

LoLa: gracias por el comentario!! y asi es...

quichicientos: tal cual Susana la busca a full...
las muñecas? baaah te las regalo!

Anti: genial el comentario!! (no puedo decir mas!)

la rubia tarada dijo...

me quede helada a leer tu blog,se me hizo un nudo en la garganta,siempre esos temas me llegaron mucho,(sera porq cuando fui adolecente sufri la violencia de genero con mi 1er novio)pero realmente el tema me llega,me duele,siempre me duele ver noticias sobre estas malditas injusticias,ojala algun dia encuentren a marita.
excelente post como siempre

Pablo Sansone dijo...

Este débil escritor con ataques de pánico. Y su poco prolífico blog, también dice ¡Sí a la verdad! ¡Sí a la libertad! ¡Sí a la vida!

Abrazo!

Pablo dijo...

Me dejaste sin palabras, una cosa es que te lo cuenten en las noticias y otra es leerte y saber que la conoces...

Qué impotencia, lo único que siento que puedo hacer muchas veces es sencillamente elegir no consumir sexo pago, ojalá hubiera herramientas... qué tema de mierda.

Beso

efa dijo...

Mis respetos a Marita, la trata de blancas es la esclavitud contemporánea.
No te hacía historiadora, muy bueno, y no me parece aburrido.
En fin, besos mujer

CEH notancul dijo...

Entre tu post y el comentario de Anti (Después dicen que el mal no existe, por favor, existe y es una invención totalmente humana) me quedé sin palabras.

Tengo ganas de quemar vivos a unos maleantes y de abrazar a una nena que se quedó sin mamá.

Un beso triste Put.

PutA aL pEdO dijo...

pABLIto Sansone: qué grande! sos un gran escritor!!! por favor copate con tu blog y actualizá mas seguido!!!

Pablo y Efa: no sé qué carajo le pasó a este blog que se tragó sus comentarios, pero antes había alcanzado a leerlos! gracias por pasar como siempre y por sus comentarios sobre Marita.

CEH: Me mataste...gracias amiguis!

Malco dijo...

Estoy lagrimeando.
Es terrible que pasen esas cosas.
Es terrible la impotencia que le da a uno, sin conocer a Marita.
Me imagino lo que te debe provocar a vos, a su hijita, a su madre.
Ojala la encuentren, ojala.
Hay tanta maldad suelta, hay tanta mentira ocultada, pero que a la vez todos saben y nadie con poder hace nada. Y despues tenes que fumarte a tres pelotudos habklando de boludeces. Estas son cosas importantes, cosas proque luchar.
No hay, o no debería haber, algo mas importante que el goce de la libertad, es algo que no se toca, pero pasa a ser tangible cuanod te la roban de esa forma.

Puta al pedo dijo...

Gracias Malco por el comentario! Demasiada maldad suelta...y una que se cree mala es en realidad un pancito de dios!

Anónimo dijo...

IMPECABLE CACHIBACHE. ARRIBA LAS QUE LUCHAN, A NO BAJAR LOS BRAZOS, A MARITA LA VAMOS A ENCONTRAR, LA ESPERANZAS NO DESAPARECEN NUNCA, Y AGREGO UN JUSTICIA POR SANDRA AYALA GAMBOA,ASESINADA EN ARBA (EDIFICIO DEL ESTADO ASESINO) OTRA VICTIMA DEL MACHISMO ASESINO DE LOS HOMBRES! ABRAZO CORAZON! MUJER BONITA ES LA QUE SALE A LUCHAR! COCHI.

Puta al pedo dijo...

Gracias Cochito hermoso...luchador y denunciador a ultranza!
Te quiero amiguis!

MaGui (Sí, sí... la misma) dijo...

El papá de Marita falleció. Se había separado de su mamá, porque no pudo seguir resistiendo la lucha inalcanzable.
El año pasado salió un documental sobre Marita, con Micaela y Susana Trimarco de protagonistas, es muy recomendable de ver.
Algunos militantes de estas causas nos negamos a usar el término "trata de blancas" porque oculta una horrible discriminación. Es "trata de personas" porque no sólo secuestran mujeres y de "blanca piel" sino también niñxs y hombres de diferentes etnias.